viernes, 8 de octubre de 2010

como Tony Montana

Era como
Tony Montana.
tomaba la falopa
poniéndose la bolsa
en la nariz.
nunca Michel Pfeiffer
le dio bola.
pero las chicas
adictas
de la calle Campichuelo,
le juraban amor
a cambio de un par de pases.
es insoportable ver
como los dealers
transmutan
en pequeños y
ruines
almaceneros
que te venden
las estrellas
y la luna.
Era como
Tony Montana,
un pobre tipo
asustado.

2 comentarios:

Roberto Langella dijo...

Excelente, amigote

ateo dijo...

gracias roberto como anda tu vida?